El miedo a no ser capaz

El miedo a no ser capaz de hacer algo o de lograr algo tiene sus raíces en una vocecita que viene del pasado y nos habla más de nuestros límites que de las infinitas capacidades que podemos desarrollar. En muchas ocasiones el límite está en la mente y en la mente debe rebasar.

El miedo a no ser capaz es una emoción que ronda con frecuencia a quienes tienen dificultades con su autoestima. Con frecuencia, está asociado a experiencias pasadas en las que se puso en duda la valía, se sobredimensionan los errores o hubo reacciones excesivas frente a alguna equivocación.

Es muy habitual que esas experiencias hayan tenido lugar en la infancia, que es cuando menos recursos tenemos para procesarlas. Por lo mismo, también es probable que quienes hayan alimentado ese miedo a no ser capaz fueran los padres, los maestros, los compañeros o todos ellos.

Uno de los aspectos más perniciosos de este miedo es el círculo vicioso que genera. O sea, tienes miedo a no ser capaz y por lo mismo no lo intentas. O si lo haces, sientes tanto temor que el mismo te limita o te condiciona, hasta tal punto que terminas equivocándote. En ese caso, no porque no seas capaz, sino porque el peso del miedo boicotea tus objetivos.

El punto es que, si no lo intentas o lo intentas prisionero de ese miedo y no lo logras, la emoción gana en intensidad. Por eso hablamos de un círculo vicioso. Un estado lleva a otro, y ese otro al inicial. De lo que se trata, entonces, es de diseñar nuevas estrategias para afrontar lo nuevo y lo difícil, alimentando el sentimiento de competencia.

“Tomar un nuevo paso, decir una nueva palabra, es lo que la gente teme más”.

-Fedor Dostoyevsky-

EL ARTE DE TRASCENDER

Especialista – Dra. Johanna Negrette

Será un placer para nosotros atenderle mediante cualquier duda o inquietud.¡Póngase en las mejores manos!

Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
Hola,
¿En qué podemos ayudarte?
Powered by